Sermones etiquetados con ‘Pablo’

110 of 47 artículos

30 – Andando en el espíritu – ( Serie Galatas)

por
Segunda Epístola a los Corintios

[Gálatas 5:23-26]  Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley.Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos.Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el Espíritu. No nos hagamos vanagloriosos, irritándonos unos a otros, envidiándonos […]

29 – Guiados por el espíritu – (Serie: Gálatas)

por
Segunda Epístola a los Corintios

[Gálatas 5:16-21] Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne. Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne; y éstos se oponen entre sí, para que no hagáis lo que quisiereis. Pero si sois guiados por el Espíritu, no […]

28 – La ley cumplida por el amor – (Serie: Gálatas)

por
Segunda Epístola a los Corintios

[Gálatas 5:13-15] Porque vosotros, hermanos, a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros.  Porque toda la ley en esta sola palabra se cumple: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. Pero si os mordéis y os coméis unos a otros, […]

25 – La libertad en Cristo – (Serie:Gálatas)

por
Segunda Epístola a los Corintios

[Gálatas 5:1-6] Estad, pues, firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres, y no estéis otra vez sujetos al yugo de esclavitud. He aquí, yo Pablo os digo que si os circuncidáis, de nada os aprovechará Cristo. Y otra vez testifico a todo hombre que se circuncida, que está obligado a guardar toda […]

24 – Los dos Jerusalén – (Serie:Gálatas)

por
Segunda Epístola a los Corintios

[Gálatas 4:25-31] Porque Agar es el monte Sinaí en Arabia, y corresponde a la Jerusalén actual, pues ésta, junto con sus hijos, está en esclavitud.Mas la Jerusalén de arriba, la cual es madre de todos nosotros, es libre. Porque está escrito:  Regocíjate, oh estéril, tú que no das a luz; Prorrumpe en júbilo y clama, […]